Loading...

Deserción escolar: más de 220 secundarias usan una app que avisa cuando un alumno tiene muchas faltas

Home / Novedades / Deserción escolar: más de 220 secundarias usan una app que avisa cuando un alumno tiene muchas faltas

A través de una aplicación que usan los preceptores en 227 secundarias del Gran Buenos Aires se logró que cientos de alumnos volvieran a clases luego de haber abandonado sus estudios.

El software que utiliza la Provincia funciona en móviles, computadoras y todo tipo de dispositivos, y está conectado a Internet. De ese modo, cuando detecta que un estudiante se ausenta sin justificación tres veces en una misma semana, emite un alerta que reciben el director de la escuela y otras autoridades educativas.

Esto permite que los equipos de apoyo puedan actuar a tiempo y anticiparse a posibles situaciones de abandono escolar, destacó Clarín.

Ante el aviso, un asistente social se presenta en la casa del alumno y habla con él y su familia para averiguar los motivos de las ausencias en clase. Si el problema pasa por alguna dificultad con el estudio, interviene un psicopedagogo para acompañar la trayectoria educativa de ese chico.

En cambio, si se advierten situaciones complejas como violencia familiar, trabajo infantil, drogadicción, entre otras, convocan a instituciones como Sedronar, Anses o el Consejo del Niño, Niña y Adolescente, según la situación de la que se trate.

La aplicación del plan «Asistiré» (así denominaron a la iniciativa que lleva adelante la Provincia) fue desarrollada por el Ministerio de Educación de la Nación y comenzó a utilizarse en marzo de 2018 en 220 escuelas del Gran Buenos Aires, como una prueba piloto que luego se consolidó y permitió seguir avanzando.

Hoy, el plan se implementa en 370 secundarias de toda la Provincia, y según los registros de la Dirección General de Educación y Cultura provincial (DGCyE), a cargo de llevarlo adelante, cada diez chicos que participan del programa, siete continúan sus estudios mientras que tres siguen dentro del proceso de trabajo del programa.

¿Con qué criterio seleccionan las escuelas que participan? Según los responsables, «son instituciones que atienden a una población en situación de vulnerabilidad social”. Por eso, se decidió empezar con la iniciativa en el GBA, una de las regiones con mayor índice de deserción escolar. Luego de un año y medio de trabajo, ya hay registro de los resultados.

El plan «Asistiré» permitió, por ejemplo, que en la zona Sur volvieran a las aulas 104 chicos de Lanús, Avellaneda, Quilmes, Berazategui y Florencio Varela. Otros 154 tuvieron una “evolución positiva”, es decir que se evitó que abandonaran las aulas.

En La Matanza hay 27 escuelas incorporadas al plan, mientras que en Moreno son 25, en Morón y Merlo 10, y en Ituzaingó y Hurlingham, 5 colegios.

Mientras tanto, en San Isidro el plan se puso en marcha también para cinco escuelas. “Entre 2018 y lo que va de 2019 acompañamos a 170 alumnos, de los cuales 142 tuvieron una evolución positiva y regularizaron sus trayectorias”, explicaron desde la Dirección Provincial de Psicología Comunitaria y Pedagogía Social.

En el distrito vecino de Vicente López, el programa se implementó en cuatro colegios y 101 de los 123 estudiantes a los que asistieron volvieron a las aulas.

“Se trata de un plan que se enfoca en la deserción escolar, uno de los principales desafíos que tenemos en la Provincia. La mitad de los chicos no terminan en tiempo y forma el secundario, por lo que apuntamos a mejorar y aumentar la retención en la escuela secundaria y este programa es una de las iniciativas que apuntan en esa dirección”, detalló Gabriel Sánchez Zinny, titular de la DGCyE.

El plan funciona en 370 secundarias de todo el territorio bonaerense, donde logró que, según los datos de ese área, alrededor de 5.000 adolescentes continuaran sus estudios.

Fuente: Clarín